¿Y tú, estás en Buenas Manos?SM
O
Llama 877 578 0808
¿Y tú, estás en Buenas Manos?SM
O

Article

Nadie quiere pensar en la posibilidad de que ocurra una emergencia en su casa, pero es sabio prepararse para la posibilidad de un incendio, tormenta u otro peligro. Te ofrecemos algunos pasos prudentes que puedes tomar hoy para prepararte para emergencias menores (como una gotera en el techo) o mayores (como un incendio o una terrible tormenta):

Prepara un kit de emergencia básico Esto debe incluir un kit de primeros auxilios, una linterna y baterías adicionales, un radio de baterías, un silbato para pedir ayuda, desinfectante de manos y toallitas húmedas. También es recomendable tener agua para beber y saneamiento (un galón por persona al día, durante al menos tres días) y un suministro de alimentos no perecederos para tres días (también para tus mascotas). También deberías tener a la mano un abrelatas manual.

Aprende habilidades para emergencias Compra un extintor de incendios para tu cocina y familiarízate con cómo usarlo. Toma un entrenamiento para la reanimación cardiopulmonar (CPR, por sus siglas en inglés). Aprende cómo apagar los servicios públicos de tu casa, incluidos el agua, el gas y la electricidad en los interruptores o válvulas principales si sospechas que las líneas están dañadas o si hay una fuga debido a un desastre climático local. Asegúrate de que todos los miembros de la familia (incluidos los niños) sepan cómo llamar al 911. Mantén láminas de plástico y cinta adhesiva a la mano en caso de que tu casa sufra ventanas rotas o un techo con goteras.

Identifica las rutas de escape En caso de un incendio, dibuja un mapa de tu casa y planifica las rutas de escape a través de ventanas y puertas al exterior. Repasa el plan con cada miembro de la familia. Coloca escaleras de escape de seguridad preensambladas y resistentes a las llamas cerca de una ventana en cada piso de tu casa.

Protege papeles importantes Guarda documentos importantes, como certificados de nacimiento, tarjetas de seguro social, pólizas de seguro, escrituras de propiedades, testamentos, documentos de adopción y directivas médicas, en una caja fuerte a prueba de incendios en casa o una caja de seguridad en tu banco. Además, guarda fotos de los objetos de valor de tu casa en uno de esos lugares seguros, en caso de que necesites presentar un reclamo al seguro.

Desarrolla un plan familiar Averigua cómo contactarás a tus familiares y te reunirás con ellos si se separan. Puedes designar a un amigo o familiar que viva fuera de la ciudad como contacto de emergencia para que los miembros de tu familia se reporten; a veces es más fácil hacer llamadas de larga distancia durante una emergencia local, pero enviar mensajes de texto es mejor porque minimiza la congestión de la red. Asegúrate de que todos los miembros de tu familia sepan el plan. (FEMA ofrece un modelo de plan familiar de comunicación de emergencia que puedes personalizar e imprimir para que cada miembro de la familia pueda llevar una copia en su billetera.)

Piensa en qué debes agarrar al momento de evacuar En caso de que necesites evacuar tu casa debido a un incendio o tormenta, es aconsejable pensar con anticipación en qué traer contigo. Además de llevarte a tu familia y mascotas, querrás tomar tu billetera, formas de identificación, llaves importantes, efectivo y tarjetas de crédito, medicamentos, tu teléfono celular, tableta y cargadores. Si el tiempo lo permite, también debes llevar cambios de ropa, sacos de dormir o mantas y algunos artículos básicos de higiene.

¿Sabías que...?

Según una encuesta del 2018, el 75 por ciento de las personas dice estar preocupadas por un desastre natural u otro incidente grave en su área, pero solo el 41 por ciento dice estar preparada para dicha emergencia.