¿Y tú, estás en Buenas Manos?SM
O
Llama 877 578 0808
¿Y tú, estás en Buenas Manos?SM
O

Article

Por más avanzado que esté el seguimiento de clima, a pesar de los sofisticados sistemas de radar y modelos de proyección, todavía es impredecible. Lo mejor que puedes hacer es estar listo para todo—te explicamos cómo.

¿Sabías que...?

80% de la población de los Estados Unidos vive en condados que han sufrido por lo menos un desastre climático desde 2007.

Antes de la tormenta Conoce los sistemas de advertencia que existen en tu área (como sirenas o alertas por mensaje de texto). Mantén un radio a pilas (y pilas) para las transmisiones de noticias locales. También es buena idea llenar el tanque de gas. Si el pronóstico es nefasto, las cincos Ps te pueden ayudar a estar organizado.

  1. Desplaza a las personas (y a las mascotas) a un lugar seguro
  2. Protege papeles importantes, como certificados de nacimiento
  3. Renueva tus prescripciones
  4. Guarda con seguridad aquellos artículos que no tienen precio
  5. Empaca necesidades personales como ropa, alimentos imperecederos y botellas de agua. Lee más...▼

Inundaciones Conoce los signos: las inundaciones ocurren de manera rápida, así que tendrás que moverte deprisa. Aprende las mejores rutas de evacuación de tu comunidad, como también cualquier zona propensa a las inundaciones y a los derrumbes. Ten bolsas de arena listas para construir una barrera cuando veas al agua acercándose a tu casa.

En el momento: Desenchufa los electrodomésticos para prevenir los shocks en una descarga eléctrica. Llena las tinas con agua limpia. Apaga los servicios si tienes que evacuar.

Después de la tormenta: Ten cuidado con la humedad en la casa: lleva guantes y botas de goma, y desecha cualquier objeto que no pueda ser desinfectado como alfombras, paneles de yeso y paramentos. No manejes en áreas inundadas.

Tornados Conoce los signos: Cuando las condiciones son favorables para los tornados, ten en cuenta que las advertencias pueden ser cortas y tendrás que reaccionar rápidamente. Lluvias fuertes son seguidas generalmente por una rápida calma o un cambio repentino en el viento, y de ahí se forman las nubes en forma de embudo.

En el momento: Procede hacia la parte de tu edificio que sea más segura, generalmente una zona interior.

Después de la tormenta: Estate atento a los escombros: ten cuidado con los cables de luz, las líneas de gas y los sistemas eléctricos dañados, como también con objetos cayendo de árboles o edificios dañados.

Incendios forestales y sequías Conoce los signos: Aunque pueden pasar en cualquier momento, las condiciones secas y las sequías aumentan la posibilidad de devastadores incendios forestales.

En el momento: Mantente adentro para limitar estar expuesto al humo, y ten en cuenta que el humo puede causar condiciones peligrosas en la pista. Escucha la radio local y sigue los planes de evacuación de tu comunidad si te lo ordenan.

Después del incendio: ten cuidado con las líneas de luz, gas y electricidad como también con los escombros que caen de edificios en la zona de peligro. Cuando los árboles y la vegetación son consumidos, la tierra queda seca y no puede absorber el agua. Si cae una tormenta, la zona puede llegar a inundarse.

Hurricanes Conoce los signos: Afortunadamente, los huracanes suelen llegar después de varias advertencias. Los informes locales del tiempo te pueden mantener al tanto de las tormentas inminentes.

En el momento: Busca refugio adentro y lejos de las ventanas.

Después de la tormenta: Evita el uso de cualquier electrodoméstico dañado por el agua y apaga el interruptor principal si necesitas debido al daño por agua. Verifica que tus vecinos mayores estén sanos y salvos.