¿Y tú, estás en Buenas Manos?SM
O
Llama 877 578 0808
¿Y tú, estás en Buenas Manos?SM
O

Article

Gracias al fortalecimiento de la economía, un número mayor de hijos adultos pueden independizarse de los padres. Esto es un paso gigante tanto para los hijos como para los padres. Ahora que las llaves del auto han vuelto a tus manos, es hora de empezar a tomar medidas importantes que te permitan ahorrar para el futuro.

¿Quedarse o mudarse?¿Estás pagando un impuesto más alto por vivir en un distrito con buenos colegios o simplemente te ha quedado grande la casa?

Piensa en mudarte a un lugar más barato para que puedas darle una inyección de capital a tus finanzas. Esto te dejará dinero disponible para invertir en tu jubilación, y también podrá ayudarte a reducir tus gastos mensuales.

Cuidado con los gustos caros Después de que los hijos se van de casa, muchos hogares aumentan el gasto por persona en un 51% en cosas como salidas a cenar y vacaciones. ¡Claro que no hay nada de malo con esto! Pero invierte una parte de ese dinero en tu jubilación. Inyéctale una contribución más alta a tu plan de retiro. Por ley, los mayores de 50 años pueden ingresar una cantidad de $5,500 (por ingresos brutos) en sus cuentas 401(k) cada año (además del monto estándar máximo de $17,500).

Conoce más…▼

Reduce las deudas Muchos padres deciden hacer préstamos personales o sacar créditos hipotecarios para pagar las altas matrículas de sus hijos y poder asegurarles una educación universitaria. Si has contraído una deuda, es hora de que elabores un plan para saldarla. Consolida los préstamos y configura pagos automáticos para que empieces a pagar tus deudas sin falta.

Actualiza tu plan Respira profundo. Ahora que ya tienes un plan, revisa tus inversiones y tus metas, y haz los ajustes necesarios. Si necesitas ayuda, un Asesor Financiero Personal de Allstate y las herramientas en línea, como la Calculadora de la Jubilación de Allstate (“Allstate Retirement Calculator”, en inglés), están a tu servicio.